Seleccionar página

El tener que llevar a cabo una responsabilidad en una asociación juvenil tiene sus inconvenientes: mucho trabajo, algunos agobios, discursiones sobre la manera de trabajar de cada uno, dedicación de tu tiempo libre a una sola actividad…. pero todas estas cuestiones merecen la pena cuando tienes la suerte de conocer a gente que merece la pena de verdad.

Hace tiempo me tocó preparar un concierto con grupos de música de gente joven que estuviese empezando, pedí telefonos a amigos y conocidos y llego a mis manos un número y un nombre de un grupo de Coria: Amenoskuarto. Un grupo diferente por su manera de entender la música, las letras de sus canciones, un grupo de gente que no pierden la perspectiva de quienes son y que tienen muy claro que para ellos la música no es un negocio, una manera de sacarse un dinero sino una forma de divertirse divirtiendo a los demás, son todo lo contrario a los típicos mercenarios de la música que desgraciadamente tanto abundan en los últimos tiempos.

La semana pasada llegó a mis manos su primer disco de estudio “a ras de suelo” de manos de un miembro del grupo, nada de distribuidoras y de grandes campañas de marketing… boca a boca.

No seré yo quien ose hacer una crítica del disco, puesto que se que no seria objetivo… pero de sus 11 temas tengo claro con cuales me quedo para guardar una reserva de saltos y emociones en su próximo concierto: “Ya ves”, “desterrado” y “Toño”, esta última un tema que pone los pelos de punta y logra emocionarse con la perdida de alguien a quien ni siquiera conocias.

Enhorabuena a Isra, Chema, Mora, Manuel y Luiky: Amenoskuarto